Apuntes Perdidos

APUNTES PERDIDOS

Frankie Oviedo/Xolos de Tijuana

Por Marco Antonio Domínguez Niebla

Como a la novia…

Venía con puros chiquitos. Todos nacidos entre 97 y 99 cuando los adversarios llenaban la cédula con nacidos entre 94 y 96. Esa eventual desventaja ni en cuenta sobre la cancha. El equipo del ex seleccionado nacional por Colombia, Frankie Oviedo, llegaba para darle toque a los locales Pescadores, uno de esas promesas efímeras de que “ahora sí hay un equipo ensenadense que llega para quedarse”. Cinco años están por cumplirse desde que el entrenador del plantel de Tercera División de los Xolos de Tijuana evidenciaba, desde la arenga lanzada sobre el área técnica, lo que fue como jugador y lo que pretendía ser a partir de ese momento en su nueva tarea dentro del futbol. “Juegue, juegue”, exhortaba una y otra vez a sus chicos cuando salían de abajo, a puro toque. El acento colombiano hacía eco en las semi vacías del nunca terminado estadio de la Ciudad Deportiva de Ensenada, una obra negra perenne, hecha a retazos. Muy al final, con el cronómetro casi agotado, último minuto, hubo recompensa al mejor: gol de los Xolitos, el único del partido.

“Les digo a mis jugadores que hay que respetar la pelota porque es como la novia, que la cuiden, que la saquen al parque sin maltratarla ni pegarle de punta…”, explicó a modo de analogía, en referencia a las formas de los suyos. “Así jugaba yo, nunca rompía a no ser que fuera un recurso, si no, hay que intentar jugar…”, agregó el ex jugador de América, mediocampista cadencioso, técnico y de toque fino, sobre el discurso recién enviado durante los más de 90 minutos un domingo 17 de noviembre de 2013, y bien desarrollado por los obedientes chicos de entre 14 y 16 esos días de sus primeros pasos como entrenador: “son casi cinco años de diferencia con los jugadores tope, así que este es un proceso que a la larga va a traer muchos triunfos”, vaticinaba en aquella colaboración que titulé: “Xolos a la colombiana”.

De nuevo en noviembre, ahora tercer día de ese mes de 2018, Frankie Oviedo se presentará como técnico del primer equipo de la misma organización. Lo hará manera interina ya muy de noche, desde el lugar donde busca trascender, un área técnica, la del estadio Lobos en Puebla, con un desafío primario: que sus gritos y sus analogías bien colombianas hallen eco en unos Xolos ya mayores, muy a la argentina, heredados por Cocca.

*El autor es colaborador de AGP Deportes.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

To Top