Connect with us



Columnas

RÉPLICA

Published

on

Fernando Ribeiro Cham/Archivo


Por Fernando Ribeiro Cham 

La tetratransformación del deporte

¿Ven ustedes todo esto? Pues les aseguro que aquí no quedará ni una piedra sobre otra”.

Mateo 24:2

“Recibimos la caca del pasado”

Director o directora general de CONADE, sexenio 2024 – 2030

De prisa, cual carrera que se va en menos de que el segundero rote sesenta veces, así se precipita el sistema deportivo mexicano, lo que queda de el, las sillas que rodean la mesa donde las decisiones no son plasmadas con finura en el lienzo de la política pública deportiva. Amputemos el pasado, pues del pasado vienen los males. ¡Oh sublime neoliberalismo deportivo!, tus eslabones son prueba fidedigna de la corrupción que imperó y de la que Ana fue víctima, quien con su llegada per se, socavaría con el polvo que es barrido de forma descendente.

No concibo, la racionalidad no se sostiene cuando quien coronaba su sien con laurel, ha pasado del “me retiro, son muchos años de impunidad”, al constante citatorio para defender su administración.

En los meses que lleva al frente del organismo, hay aspectos muy puntuales que destacan, el “bajar la vara” estatutaria para su arribo, la nula planeación ejemplificada en la ausencia del programa nacional de cultura física y deporte, las investigaciones de la auditoría superior de la federación que solo se comparan en cuantía a las “hechas” a Bártlett y un sinfín de declaraciones que van desde la referencia a las heces fecales expulsadas de las vísceras pretéritas hasta el llamado a no prostituirse por unos cuantos pesos, tan apremiantes cuando el recurso ejercido es uno de los más bajos en los últimos diez años.

La esperanza de algunos de ver en una semejante a ellos, la posibilidad de la empatía como forma de desarrollo, se diluye precipitadamente, en cada declaración, en la falta de postura ante la intención de desaparecer el FODEPAR, ese ente que en las entrañas la reconoce a ella como una sospechosa de su malversación. Hoy quienes vitoreaban el arribo, son dique ciudadano.

El deporte ha sido ninguneado en lo que va del sexenio. Cero segundos, ni un ápice de mención en el reciente informe presidencial, que tenía como elemento adicional la postergación de los olímpicos y con ello la paralización temporal de anhelos deportivos.

El presupuesto 2019 propuesto por el ejecutivo federal, que tuvo que ser enmendado incluso por sus “opositores”, era el más bajo en 10 años y de considerar la cultura física y el deporte como parte de la “nueva política económica”, ni un esbozo. El diamante y las costuras de la pelota son la unidimensional cara de un proyecto sin tinta plasmada ni acciones ejecutadas.

Dejo el siguiente espacio para que usted anote lo más sobresaliente del inicio de la tetratransformación del deporte mexicano. Siéntase en la libertad de escribir el número de caracteres que considere, no hay límite. Adelante.



Advertisement
       
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Columnas

RÉPLICA

Published

on



Por Fernando Ribeiro Cham

Dos años bastaron para dilapidar

Se dice que en gobierno dos años son muy pocos para hacer cambios estructurales, para mejorar la situación que se recibió, que es necesario más tiempo, pero en el caso de la administración deportiva bajacaliforniana, dos años han resultado una eternidad y se cuentan los días, las horas, para que la más caótica de las administraciones deportivas de las que se tenga memoria, concluya.

Pero en solo dos años, David González tuvo numerosos y notorios desaciertos.

En solo dos años:

  • Tomó protesta con un nombramiento ilegal.
  • Increpó a la prensa de forma altanera, pero especialmente con enorme ignorancia en la norma deportiva.
  • Se negó a presentar documentos probatorios de su último grado de estudios, aun cuando le fueron requeridos por el Instituto de Transparencia y Acceso a la Información Pública.
  • No realizó obra pública, más allá de la rehabilitación de dos campos de béisbol.
  • El deterioro de las unidades deportivas a cargo del INDE, especialmente el CAR, ha sido evidente.
  • Se hicieron una serie de compras por adjudicación directa, pasando por encima de las normas de licitación, con argumentos inverosímiles y en algunos casos, como en la compra por más de tres millones de pesos para uniformes deportivos, con información falsa.
  • Se promovieron, con la firma del responsable del área médica, suplementos alimenticios, favoreciendo de forma irregular a un particular. Es la primera vez que se ve que una entidad gubernamental recomienda un producto comercial.
  • Se despidieron de forma injustificada a más de una veintena de trabajadores. No solo eso, la forma como se hizo fue ruin, negándoles el acceso a las instalaciones, ni siquiera dejándoles ir por sus pertenencias.
  • Don David nunca habló de otra cosa que no fuera el béisbol. Nunca dijo palabra alguna sobre la gimnasia, el tiro con arco, el boxeo, la halterofilia, el remo, el bádminton, los patines sobre ruedas. Nada. Absolutamente nada.
  • Nunca se supo de un programa estatal de cultura física y deporte, ni del subcomité sectorial.
  • Se basificó su cuñada, la directora administrativa, aunque ahora use el cargo de encargada de despacho, para de forma ilegítima reclamar un derecho que no le corresponde.
  • Logró que el improductivo, porque así lo demuestran los números, diputado Julio Vázquez, propusiera una reforma a la ley estatal en materia deportiva, con el único propósito de que su nombramiento ilegal dejara de serlo.
  • Se echó a los padres de familia encima, al negar la participación de los deportistas en los juegos nacionales CONADE y ante la presión que esto le generó, repercutiendo incluso en el equipo de la hoy gobernadora electa, tuvo que recular pero solo bajo el argumento del no nos responsabilizamos, firmen ustedes los tutores.
  • Nos dimos cuenta de que la jornada laboral en el INDE es flexible, especialmente cuando uno busca su buena suerte en las máquinas de un casino.
  • Nos dimos cuenta que la inexperiencia, la falta de preparación, el no confiar en los técnicos de tu institución y el no interesarte por nada, conlleva una factura muy alta en los cimientos de un programa que hasta entonces había sido reconocido.

Y para concluir, celebran a los olímpicos bajacalifornianos, los llevan con el gobernador, “mire gober, Aremi, levantó mucho peso, se puso a México en los hombros. Mire a Luis, precisión en cada flecha. El 50% de las medallas mexicanas (y hasta una holandesa), fueron producidas aquí. Una lástima que el beis, pues es que esos israelíes salieron bravos, pero le decía, grandes logros, por eso muchachos, aquí está un pequeño estímulo, porque merecen más, pero esto solo es algo para que sepan que aquí en casa siempre son reconocidos”. “A ver, Aremi, sostén de este lado el cheque, gober, usted va aquí. Sonrían, a esa cámara por favor, listo, muy bien, felicidades. No se vayan a gastar el cheque de volada, denle buen uso”. 

“Si gobernador, como le decía, era un cheque, pero no el cheque bueno, era un plástico y los plásticos no tienen fondo, era un cloropasto y Aremi no ha ido a pedir el cheque bueno, porque a lo mejor pensó que podía cambiar el simbólico en la caja del banco, pero aparte no hay dinero, el dinero del segundo semestre, que debe de llegar en julio, cuando empieza el segundo semestre, pues no hay dinero, ya habrá, eso espero, es que yo de dineros no sé, yo le digo a Carmen, y Carmen me da los papeles y los firmo, pero Carmen no me ha traído nada, entonces no sé si hay o no hay, yo solo tomo decisiones”, como esa de llevar a los deportistas a la foto y darles un cheque, aunque semanas y semanas después, lo único que tengan bajo su poder sea una foto con el gobernador y un plástico, con el mismo valor que las autoridades que se lo dieron.



Continue Reading

Columnas

RÉPLICA

Published

on



Por Fernando Ribeiro Cham

Ana, sus pésimos resultados y el manto que todo lo blinda.

Mientras esto se escribe, México ocupa el lugar número 80 de 83 posibles en el medallero de los olímpicos de Tokio. Aún con la posibilidad del bronce en el futbol asociación, este será uno de los peores resultados de los últimos 25 años. Aunque podemos argumentar diversos factores, lo cierto es que México es una rareza en términos de rendimiento deportivos en la máxima justa deportiva internacional. Si consideramos dos variables relevantes en términos de probabilidad, como la población y el PIB, podemos llegar a la conclusión de que es altamente probable que un país con un alto número poblacional y una economía alta o en vías de desarrollo, se encuentre situado en un buen sitio del medallero. Con México no pasa eso.

Los resultados de México en Tokio, reitero, en términos de medallas, son peores que los de países que no están reconocidos como independientes por la totalidad de las naciones, incluso de países que se encuentran bajo bombardeo constante o en conflictos civiles. 

Podemos hablar de algunos procesos selectivos con severos cuestionamientos, ciclismo y clavados por ejemplo. Podemos hablar de la falla en la ejecución de algunos deportistas. Podemos hablar de la pandemia. Podemos hablar de muchas cosas, pero lo cierto es que estamos muy lejos de donde deberíamos ubicarnos. Países como San Marino, que solo llevó cinco deportistas a Tokio, se encuentran mejor ubicados que México.

Ana Guevara llegó sin las credenciales como para argumentar que podía estructura un programa a corto y mediano plazo. Claro que podemos argumentar que lo mismo pasó con Castillo, con Mena, De la Garza o Hermosillo, pero lo cierto es que Ana Gabriela tuvo la oportunidad de dirigir al deporte de una entidad, de conocer a fondo el ámbito presupuestal y legislativo y a los cuatro vientos declaró que nunca más un deportista representante de México en un evento oficial, pasarías por las penurias que ella vivió. Qué lejos se está de ello.

La CONADE es hoy una de las dependencias más cuestionadas de la administración federal, incluso por la propia base morenista. Todo inició con el presupuesto más raquítico propuesto por un presidente de la república en los últimos 15 años. La iniciativa de ley de egresos que envío el presidente López Obrador en 2019, contemplaba, menos de 1,600 millones de pesos para la CONADE, lejísimos de los casi 7 mil millones que llegó a tener en el 2012. Los legisladores tuvieron que enmendarle la página al presidente. Recortes al deporte universitario y el nulo recurso a la creación de infraestructura deportiva, fueron algunos rasgos del “férreo” apoyo que dio el presidente al deporte nacional. Eso no fue todo, desde los inicios de esta administración estuvimos a la expectativa del documento rector de la política pública deportiva. Meses y meses y no se sabía a dónde se iba, ni bajo qué criterios se podría evaluar, incluso en una ríspida comparecencia que incluyó denostaciones de Guevara hacia miembros de un poder de la federación, se cuestionó la falta del programa nacional de cultura física y deportes, que solo hace un par de meses fue presentado y que presenta severas deficiencias, como el hecho de desconocer y desacreditar la función que tienen las unidades académicas de formación de recursos humanos especializados y su impacto en el desarrollo deportivo nacional.

El trabajo de Ana Gabriela Guevara no solo ha sido cuestionado por lo que pudiera considerarse como la oposición, sino que el propio aparato gubernamental de la para algunos transformación verdadera y otros una ficción, ha aseverado el incorrecto y valga el adjetivo, corrupto manejo de los recursos del erario público, a través de la triangulación de recursos y la compra a sobreprecio a empresas ligadas a Guevara. La investigación sigue en curso, sin que sepamos a ciencia cierta sobre la conclusión de la misma. Luego vinieron los señalamientos de empresarios que denunciaron el modus operandi corrupto que ha imperado en la dependencia deportiva.

Ana Gabriela Guevara ha optado por seguir el discurso de su jefe, culpar al pasado, sin responsabilizarse de sus omisiones presentes. Una deportista que nos representó como pocas. Una funcionaria que ha representado más de lo mismo.

Una vez que concluyan los juegos, Ana Guevara debe comparecer y esta vez, el manto que todo lo protege, no debe ser condescendiente con ella. Guevara dijo en el senado de la república, que ha estado trabajando con la caca que le dejaron. Parece que ella dejará los mismos desechos. 



Continue Reading

Columnas

RÉPLICA

Published

on



Por Fernando Ribeiro Cham

Esa medalla, esos logros también son de ustedes

“Con 6, México sumaría medalla. Vamos Abuelo, vamos Luis, vamos Alejandra, la esperanza de todo un país, desde Tijuana hasta Tapachula. Sopla el viento, deja que el cronómetro se consuma, se siente la tensión y lo tiene, medalla para México, medalla para México, la primera de los juegos olímpicos Tokio 2020”. Volví a escuchar la narración y la alegría apareció de nuevo.

Eran casi las dos de la mañana cuando celebrábamos el bronce para la dupla de la sonorense y el bajacaliforniano. La medalla que se obtuvo en la capital japonesa, se fue forjando durante muchos años, puesto que un deportista, especialmente aquellos con una especialización tardía, necesita de al menos dos ciclos olímpicos.  Quienes me han leído desde que empecé a escribir hace ya más de cinco años, comprobará que generalmente este espacio es utilizado para la crítica racional y que son escasos, la situación deportiva nacional lo sostiene, los elogios que van más allá del esfuerzo que existe en el tridente, deportista, entrenador, padre de familia. Hoy es uno de esos raros momentos, pues conozco de primera mano el desarrollo deportivo de Baja California en los últimos 15 años. En ese tiempo fui testigo de la creación de un espacio digno y funcional para os deportistas que buscan el alto rendimiento deportivo. Recuerdo las conferencias que se impartían en el único espacio que había en el CAR  de Tijuana. Recuerdo la idea de promover la halterofilia en el valle de Mexicali, el remo en San Felipe o el canotaje en Ensenada. Recuerdo el acompañamiento de las asociaciones. Recuerdo el binomio que se conformó con la entonces escuela de deportes. Recuerdo los eventos internacionales, el estrés de realizarlos, la satisfacción de concluirlos, pero especialmente recuerdo a un equipo entregado a su tarea, proporcionar los medios y las condiciones para el mejoramiento del nivel deportivo.

Por ello la asistencia, las finales y la medalla olímpica también pertenecen al profesor César Osuna y su amplia experiencia, a Benito, Paty, Paco, Bertha, Juanita y todo el equipo administrativo, a Manuel y sus muchachos, incansables para tener en condiciones óptimas los espacios, a Jorge y su creatividad, a David y los compañeros de detección de talentos, a mi estimado Morgan y su compromiso con los detalles, al Teo, Arturo y el equipo que comunicaba cada paso, a Mauricio y su compromiso desde la mañana hasta muy altas horas de la noche, a Carlos y su diplomacia, a mi extrañado “Lobo” y su mano izquierda que abría tantas puertas, a Carmen, Lily, Karina y todo el equipo que asistía sin importar lo laborable de un día. Hay decenas, cientos de personas que contribuyeron durante su estancia en el INDE a que hoy los bajacalifornianos sean competitivos en las justas deportivas y estoy seguro de que de momento se me escapan muchos, todos ellos sabiendo su función, todos ellos cumplieron su encomienda y claro, detrás de todo ese equipo o mejor dicho, al frente, la mente de quien visualizó un deporte distinto al que se tenía, alguien que contrario a lo que suele suceder en gobierno, prefirió la trascendencia sobre lo inmediato, un tipo serio, metódico, analítico, alguien a quien veías descender del avión en la madrugada, para irse directo a la oficina, que cuidaba cada detalle, respetado por federaciones internacionales y nacionales, apoyado por gobernadores, por diputados, estimado por sus deportistas, a quienes conocía de nombre y apellido. Saúl Castro Verdugo fue y sigue siendo un edificador, cimentó un proyecto a largo plazo, pues desde hace años ya hablaba de la expectativa para el 2020. 

Quienes hemos estado de cerca en el proyecto deportivo de Baja California, sabemos que los resultados de hoy no son fortuitos, sino producto del esfuerzo y visión de años y años de trabajo. 

Concluyo diciendo que así como lo que desde el 2002 permitió construir los resultados de hoy, las malas decisiones actuales pueden tener una importante repercusión en 8, 12 o más años.



Continue Reading

www.afntijuana.info

NAVA TENIS DEPORTIVOS

U Fresh | Mixes saludables para nutrir tu cuerpo

Patrocinadores

Restaurant Mariscos Bahía de Ensenada

Las más leidas